Greta Thunberg, aislada en casa: "En Suecia no hacen test de Covid si no hay emergencia"

"Las últimas dos semanas he estado en casa": así ha comenzado la activista medioambiental sueca Greta Thunberg el relato de cómo ha reaccionado su familia ante el brote de coronavirus que afecta ya a prácticamente todo el mundo. "Cuando volví de mi viaje a Europa central, me aislé (en un apartamento prestado, lejos de mi madre y mi hermana), dado que el número de casos positivos por coronavirus (en Alemania, por ejemplo) ya era muy parecido a las cifras iniciales de Italia", continúa la joven, de 17 años, desde su perfil oficial de Instagram. Su primera reacción al regreso de lo que había sido un polémico viaje a las instituciones europeas fue aislarse por prevención, sin tener todavía presencia de ningún síntoma asociado a esta enfermedad.

Sin embargo, unos días después —es decir, hace diez días— sí comenzó a sentir algunos de los síntomas asociados al coronavirus, "exactamente al mismo tiempo" que su padre, que le había acompañado a Bruselas. "Me sentía cansada, tenía escalofríos, dolor de garganta y tos. Mi padre experimentó los mismos síntomas pero de una manera más intensa, y con mucha fiebre", ha explicado, antes de dar detalles de la situación en su país. "En Suecia no hacen test de diagnóstico de Covid-19 a menos que necesites un tratamiento médico de emergencia. A todos los que se sienten enfermos, se les dice que se queden en su casa y se aíslen", ha apuntado.

"Por esa razón, no me hicieron al prueba del coronavirus, pero es extremadamente probable que lo haya tenido, dada la combinación de síntomas y circunstancias", ha indicado, antes de hacer hincapié en lo que pretende que sea lo más importante de su mensaje: "Ahora básicamente ya me he recuperado, pero esto es el punto clave: que apenas me sentía enferma", ha continuado. "¡Mi último resfriado fue mucho peor que esto! Si no hubiera sido porque había alguien que, simultáneamente, tenía también la enfermedad ni siquiera lo habría sospechado. En tal caso habría pensado que estaba un poco cansada y tenía algo de tos". Esto es lo que hace que este virus, ha avanzado Thunberg, sea "mucho más peligroso".

"Muchos, especialmente los más jóvenes, pueden no notar ningún síntoma o síntomas muy leves. Entonces, no saben que tienen el virus y pueden transmitírselo a otras personas, también a las que están en grupos de riesgo. Los que no pertenecemos a ningún grupo de riesgo tenemos una enorme responsabilidad, nuestras acciones pueden marcar la diferenca entre la vida y la muerte para muchos", ha señalado la activista. "Por favor, tened esto en cuenta. Seguid los consejos de los expertos y las autoridades locales, y quedáos en casa para tratar de frenar la curva. Y recordad, siempre hay que cuidarse mutuamente y ayudiar a los que lo necesitan".

No hay comentarios

Publicar un comentario

Página principal