Bruselas propone limitar las entradas de viajeros a la UE durante un mes

La Comisión Europea insiste con una mano a los Estados miembros que el cierre de fronteras entre los distintos países no es una medida efectiva para hacer frente a los efectos del coronavirus. Pero al mismo tiempo, Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea, ha propuesto que durante el próximo mes haya una limitación a las entradas de viajeros desde fuera de la zona Schengen.

Este domingo, y ante el anuncio de un nuevo cierre de fronteras por parte de Alemania, que se sumaba a las medidas fronterizas anunciadas también por otros países como Dinamarca o Polonia, Von der Leyen avisaba de que dichas medidas podían afectar a las cadenas de suministros. Por eso, este lunes ha insistido en que estas medidas deben ser coordinadas, y por eso ha presentado unas directrices sobre medidas fronterizas, cuyo objetivo no se esconde: “es vital mantener el sector de la movilidad funcionando para asegurar la continuidad económica”. Por eso Von der Leyen propone una “línea rápida” para aquellos servicios que garanticen las cadenas de suministro.

Carlos Barragán

“Cuanto menos se viaje más podremos contener el virus. Por eso, y como he informado a nuestros socios del G7, propongo a los jefes de Estado y de Gobierno introducir restricciones temporales sobre los viajes no esenciales a la Unión Europea”, ha señalado Von der Leyen. Estas restricciones, según ha explicado la presidenta de la Comisión Europea, tendrían una duración inicial de 30 días, prorrogables tantas veces como sea necesario.

También habrá excepciones, como son los casos de residentes en la Unión Europea, médicos o expertos que acudan a ayudar con la emergencia sanitaria, familiares de ciudadanos de la UE o personal diplomático. Otra de las excepciones serán los bienes, ya que el flujo “debe continuar para garantizar el suministro de elementos esenciales como medicinas, pero también comida o componentes que las fábricas necesitan”, ha explicado Von der Leyen.

Esta medida también afectará a los cuatro socios de Schengen que no forman parte de la Unión Europea, y que según la presidenta de la Comisión Europea han recibido bien la noticia porque ya estaban aplicando medidas similares.

No hay comentarios

Publicar un comentario

Página principal