Johnson pedirá una nueva prórroga a la UE si no consigue acuerdo para el 19 de octubre

No habrá Brexit por las bravas para Halloween. El Gobierno británico pedirá a la Unión Europea una extensión del plazo del Brexit, previsto para el próximo 31 de octubre, si para el 19 de este mes no ha conseguido negociar un acuerdo de retirada.

Así lo revelan una serie de documentos oficiales presentados este viernes durante una vista en el Tribunal de Sesiones de Edimburgo, que evalúa si el primer ministro, el conservador Boris Johnson, podría ser multado o incluso ir a la cárcel en caso de forzar un Brexit no negociado.

"Él (Johnson) enviará una carta en la forma estipulada según el calendario no después del 19 de octubre", recoge el texto que ha sido divulgado por uno de los demandantes, el activista antibrexit Jolyon Maugham. El despacho oficial de Downing Street rehusó hacer ningún comentario después de que los documentos fueran aportados, con la promesa del Gobierno de pedir una prórroga, ante el tribunal presidido por el juez Lord Pentland.

Celia Maza. Londres

Boris Johnson cede así frente a la presión conjunta del Parlamento británico y la Justicia del país, pese a que en anteriores ocasiones había asegurado que "prefería estar muerto en una zanja" antes que pedir una nueva prórroga. Ya cuando se convirtió en primer ministro prometió que sacaría al país del bloque comunitario el 31 de octubre "sea como sea", con acuerdo o sin él.

Prórroga hasta enero de 2020

Sin embargo, el Parlamento británico -aunando votos de laboristas, nacionalistas escoceses y galeses, liberaldemócratas y 22 'tories' rebeldes- aprobó contrarreloj una nueva ley que impediría un Brexit por las bravas este 31 de octubre, como prometía el mandatario conservador.

La bautizada como "Ley Benn" sacaba de la ecuación el Brexit sin acuerdo salvo que fuera aprobado -cosa imposible dada la frágil posición del gobierno de Johnson, que ha perdido la mayoría- por el propio parlamento. Daba de plazo al Gobierno hasta el 19 de octubre para lograr el sí de las Cámaras legislativas británicas para un hipotético acuerdo de salida aceptado por la UE en la Cumbre europea del 17 al 18 del mismo mes.

En caso de que no hubiera acuerdo o el acuerdo no fuera aprobado por los diputados británicos, la ley obliga a Johnson a pedir una prórroga a Bruselas al menos hasta finales de enero de 2020.

Celia Maza. Londres

El texto fue divulgado por la parte demandante, integrada por la parlamentaria del Partido Nacionalista Escocés (SNP) Joanna Cherry, el empresario Vince Dale y el representante de la asociación antibrexit "The Good Law Project" Jolyon Maugham.

El abogado de los demandantes destacó que esta revelación se contradice con la postura mantenida hasta ahora por Johnson, por lo que pedirán al juez que emita algún tipo de orden legal que fuerce a Johnson a cumplir con la Ley Benn.

Tras un receso, la vista continuará este viernes con la exposición de los argumentos por parte del representante legal del Ejecutivo.

Se espera que el tribunal se pronuncie el próximo lunes sobre las consecuencias legales que podría asumir el 'premier' si fuerza una ruptura sin acuerdo, lo que podría incluir la imposición de una multa y hasta de una posible pena de prisión.

No hay comentarios

Publicar un comentario

Página principal