Google priorizará entre los resultados de búsqueda a los medios y páginas a los que estés suscrito

 

 

 

Según desvela «Bloomberg», los usuarios que paguen a determinados periódicos se encontrarán que los artículos de esas publicaciones más arriba

 

 

Google es el mayor (y principal) buscador de contenidos en internet. Para muchos internautas es, incluso, su principal puerta de entrada al mundo virtual y al conocimiento. Su hegemonía es indiscutible a pesar de los esfuerzos de otros servicios como Bing o Yahoo. Una situación que le permite manejar a su antojo el algoritmo informático que se encarga de organizar los resultados de búsqueda.

 

 

 

Esa fórmula matemática que permite posicionar los diferentes resultados en función del criterio de búsqueda introducido por los usuarios sirve de puente a las audiencias. Y el gigante estadounidense, a lo largo de su larga ya existencia, lo ha ido modificando continuamente en función de sus intereses. Uno de los posibles nuevos movimientos puede representar, sin embargo, un punto de inflexión en las técnicas de posicionamiento web diseñadas, sobre todo, por los medios de comunicación.

 

 

Según desvela «Bloomberg», el gigante de internet está preparando un importante cambio en su algoritmo de búsqueda para darle mayor prioridad (es decir, que aparezcan antes en las páginas de búsqueda) a los contenidos informativos pertenecientes a medios y periódicos que dispongan de suscriptores. Así, según las primeras filtraciones que se han aireado, los usuarios de Google que están suscritos a determinados periódicos se encontrarán que los artículos de esas publicaciones aparecen más arriba en los resultados de búsqueda.

 

 

Un escenario que, según los expertos, forma parte de los esfuerzos de la compañía norteamericana en potenciar a los medios en su estrategia de «localizar y retener lectores de pago». De momento, no ha trascendido si este paso se dará este mismo año y tampoco si se aplicarán a todos los países. Tampoco se sabe si será un cambio unilateral en donde las empresas mediáticas deberán adaptarse o se tratará de una serie de herramientas de cara a lograr una rentabilidad de sus lectores.

 

 

Los expertos insisten en la idea que estas posibles medidas de Alphabet, empresa matriz de Google, están enfocadas a reducir el impacto y difusión de las llamadas «fake news» o «noticias falsas», que en el último año han enturbiado la percepción social de las redes sociales después de las polémicas elecciones presidenciales de EE.UU. «Google siempre busca la relevancia de los resultados, y parece que ha asumido que si estás suscrito a ciertos medios no sólo no te importaría que saliesen antes en tus resultados de búsqueda sino que lo agradecerías, de hecho esta medida podría ayudar en la lucha contra las “fake news”, porque si un usuario se encuentra suscrito a un medio es porque a priori confía en su criterio editorial», considera en declaraciones a este diario Ismael El-Qudsi, director general de la consultora especializada Internet República.

 

 

 

Además de este posible impacto, con esta medida la compañía «puede ganar un punto con los medios», ya que a juicio de este experto «compartiría datos con ellos sobre qué usuarios estarían más dispuestos a suscribirse» a dichos medios.Aunque también existen otras fórmulas en las que está trabajando. «Google podría estar planteándose ofrecer a los medios nuevas opciones para monetizar sus contenidos, como la posibilidad de hacer micropagos por cada artículo de un medio que los usuarios de Google quieran leer», sugiere.

 

 

 

No es la única que está trabajando sobre su influencia en los contenidos informativos. Facebook, la mayor red social del mundo, también ha introducido recientemente cambios importantes en su algoritmo de News Feed de cara a reducir la visibilidad de las informaciones publicadas por las páginas de empresa y medios de comunicación, aunque ha anunciado un proyecto para darle mayor relevancia a las noticias hiperlocales. El área de las noticias tampoco ha pasado de largo en Apple, la mayor empresa de tecnología de consumo del mundo, que cuenta con su propia aplicación News y, recientemente, ha reforzado esta estrategia con la compra de Texture, un servicio de revistas digitales considerado como el «Netflix de las revistas».

 

ABC.es

J.M.SÁNCHEZ

No hay comentarios

Publicar un comentario

Página principal