Tillerson: “Es triste lo que está pasando en Venezuela”

Secretario de Estado de EEUU, Rex Tillerson (der.) y presidente de Colombia Juan Manuel Santos, en rueda de prensa en Bogotá, tras su reunión para hablar de asuntos bilaterales y regionales.

 

 

Estados Unidos y Colombia trabajarán a través del Grupo de Lima y de la OEA para “restaurar la democracia” en Venezuela, dijo el secretario de Estado Rex Tillerson en Bogotá tras reunirse con el presidente colombiano Juan Manuel Santos.

 

 

 

En conferencia de prensa conjunta, Tillerson y Santos hablaron sobre la grave situación de crisis en Venezuela, y la forma como Estados Unidos está considerando asistir a Colombia, el país más afectado por la cantidad de venezolanos que salen de su país.

Tillerson reiteró la posición del gobierno estadounidense con respecto a Venezuela, “nuestro único objetivo es que Venezuela vuelva a su constitución, que vuelva a elecciones libres y a dar al pueblo el derecho de volver a votar libremente”.

 

 

 

Reconoció además “el impacto” que la crisis venezolana ha tenido en Colombia.

 

 

 

El presidente Santos tuvo duras declaraciones sobre la situación venezolana, calificando al régimen de Nicolás Maduro como una “revolución fracasada” que “no aceptaría jamás ir a unas elecciones libres y transparentes porque sabe que las pierde”.

 

 

 

“Es urgente restaurar el cauce democrático en Venezuela, porque son los ciudadanos los que están sufriendo las consecuencias de una dictadura al garete”, enfatizó Santos.

 

 

 

La lucha contra las drogas y el aumento de la producción de coca en Colombia, fue otro de los temas sobresalientes del encuentro en el jefe de la diplomacia estadounidense y el mandatario colombiano.

 

 

Santos aseguró que este año esperan llegar a 115 mil hectáreas de cultivos ilícitos erradicadas y dijo que se han firmado acuerdos con 124 mil familias que tienen más de 90 mil hectáreas, para que sustituyan los cultivos.

Tillerson se manifestó impresionado con el plan descrito por el presidente colombiano para la erradicación y cultivos alternativos. Indicó que el aumento de la producción de coca, cuyas incautaciones en los últimos años han marcado récord según Santos, fue “una consecuencia no prevista” dentro del proceso de paz.

“Sabemos que hay organizaciones delictivas importantes involucradas que nosotros seguiremos atacando y que Colombia está persiguiendo”, afirmó.

 

 

Dijo que la cercana relación bilateral entre los dos países ha permitido hablar francamente de las inquietudes de EE.UU. con respecto al problema de las drogas y la forma de ayudarse mutuamente.

 

 

 

Mencionó que junto con México los tres países están trabajando además en la interdicción marítima de las drogas, mediante acuerdos que permiten interrumpir las rutas de los narcóticos en el mar.

 

 

 

Tillerson reconoció el papel de la demanda de drogas en EE.UU. en la lucha contra los narcóticos y destacó el interés del presidente Donald Trump para combatirla.

 

 

 

Dijo que se ha establecido un programa integral para la reducción de la demanda, que incluye la interdicción, la interrupción del flujo de dinero de la droga y el combate a las armas ilícitas, que también es parte del problema. Adicionalmente señaló que se está trabajando con los países que sufren el impacto de esas actividades criminales.

 

 

 

El presidente colombiano Santos destacó como parte de esta lucha el entrenamiento a fuerzas policiales en países centroamericanos con ayuda de EE.UU.

 

 

 

“Queremos que Colombia avance mucho en este aspecto (lucha contra las drogas)” dijo el secretario de Estado Tillerson, y señaló la voluntad de su país para apoyar a la nación latinoamericana ayudándola a revertir la tendencia del aumento de producción de coca, incluyendo la continuación de la inteligencia compartida entre las fuerzas de ambos países.

 

 

 

Tillerson también destacó que EE.UU. apoya a Colombia para que ingrese a la OCDE y está haciendo todo lo posible para asistirla en ese esfuerzo. Por otro lado agradeció la presencia colombiana en la reunión que se realizó en Canadá para hablar sobre el problema de las armas nucleares en Corea del Norte.

 

 

 

El Secretario Tillerson, llegó a Colombia este martes, procedente de Perú, en la continuación de su primera gira latinoamericana que inició el viernes pasado en México.

 

 

 

Tillerson fue recibido en el Aeropuerto Militar Catam por la Viceministra de Relaciones Exteriores, Patti Londoño; el Embajador de Colombia en EE.UU., Camilo Reyes, y el Embajador de Estados Unidos en Colombia, Kevin Whitaker.

 

 

Voz de América

No hay comentarios

Publicar un comentario

Página principal