Curiosidades sobre la Super Bowl 2018, ¿será la final más fría de la historia?

Super Bowl 2018Eagles y Patriots ya se enfrentaron en la final de 2005

 

 

El partido más esperado del año en Estados Unidos, el mayor espectáculo del mundo por todo lo que lo rodea, vuelve a enfrentar a New England Patriots, actuales campeones, contra los Philadephia Eagles, como en 2005.

 

 

 

En aquella ocasión el duelo cayó del lado del equipo de Boston (Massachusetts). Al final del tercer cuarto habían llegado con marcador de empate a catorce, pero al inicio del último los Patriots consiguieron un touchdown y Adam Vinatieri logró el punto extra: 21-14. Poco antes del final los Eagles hicieron lo propio, pero el marcador ya permanecería hasta el final con 24-21.

 

 

 

El trofeo Vince Lombardi viajaba por segunda vez en su historia hasta Foxborough, localidad a 45 kilómetros de Boston a la que pertenecen los Patriots. El triunvirato Tom Brady (estrella), Bill Belichick (entrenador) y Robert Kraft (propietario) quedaba consolidado y se podía empezar a hablar de una dinastía.

 

 

 

 

De nuevo, 13 años después, se verán las caras, esta vez en el US Bank Stadium de Minnesota, donde tendrá lugar la que probablemente se convertirá en la Super Bowl más fría de la historia (en el exterior porque el estadio es cubierto) según el pronóstico para hoy, que sitúa la temperatura en -16º C a la hora del partido.

 

 

 

En la actualidad, y aunque la NFL es una liga igualitaria en todos los aspectos -pese al trato de favor que algunos consideran que se le dio a New England con el Spygate y el Deflagate- los Patriots dominan con mano de hierro desde hace años, hasta el punto de haber ganado cinco anillos desde 2002 y alcanzado ocho finales con esta. El engranaje es perfecto en la institución.

 

 

 

EL MEJOR RÉCORD EN LA ‘REGULAR SEASON’

 

 

Por otro lado, están los Eagles, un equipo en pleno crecimiento que no podrá contar con Carson Wentz, el que para muchos habría sido el MVP de la temporada regular de no ser por su lesión. En cualquier caso Philadelphia tiene un futuro brillante asegurado pase lo que pase, más aún con el heredero de Brady en sus filas.

 

 

 

En todo esto ha tenido mucho que ver su entrenador jefe, Doug Pederson, que en su segunda temporada ha convertido a estos Eagles incluso en favoritos al anillo, y lo hace reponiéndose de bajas importantísimas como las de Jason Peters, Darren Sproles y Jordan Hicks, además de la del citado Wentz, que está siendo bien suplido por Nick Foles.

 

 

 

Tras una temporada de 13-3 ambas franquicias, en playoffs Philadelphia ha emitido mejores señales, en especial ante los Vikings, a los que arrollaron sin compasión. Hoy tienen la ocasión de tomarse la revancha de 2005 y tumbar al campeón.

 

 

 

 

Marca

N. Losilla y E. Mellado

No hay comentarios

Publicar un comentario

Página principal